Skip to content

Adelgazar durante la menopausia

adelgazar durante la menopausia

Adelgazar en la menopausia

Perder peso durante y después de la menopausia puede parecer imposible. Los cambios hormonales, el estrés y el proceso de envejecimiento pueden funcionar en su contra. Sin embargo, hay varios pasos que puede seguir para facilitar la pérdida de peso durante este tiempo.

¿Por qué la menopausia hace que sea tan difícil perder peso?

La menopausia comienza oficialmente cuando una mujer no ha tenido un ciclo menstrual durante 12 meses. Alrededor de este tiempo, puede que le resulte muy difícil perder peso. De hecho, muchas mujeres notan que en realidad comienzan a aumentar de peso durante la perimenopausia, que puede comenzar una década antes de la menopausia.

Existen varios factores juegan un papel en el aumento de peso alrededor de la menopausia, que incluyen:

Fluctuaciones hormonales

Niveles elevados y muy bajos de estrógeno pueden conducir a un mayor almacenamiento de grasa.

Pérdida de masa muscular

Esto ocurre debido a la edad, los cambios hormonales y la disminución de la actividad física.

Sueño inadecuado

Muchas mujeres tienen problemas para dormir durante la menopausia y el mal sueño está relacionado con el aumento de peso.

Aumento de la resistencia a la insulina

Las mujeres a menudo se vuelven resistentes a la insulina a medida que envejecen, lo que puede hacer que perder peso sea más difícil.

Además, el almacenamiento de grasa se desplaza desde las caderas y los muslos hasta el abdomen durante la menopausia. Esto aumenta el riesgo de síndrome metabólico, diabetes tipo 2 y enfermedad cardíaca.

Por lo tanto, las estrategias que promueven la pérdida de grasa abdominal son particularmente importantes en esta etapa de la vida de una mujer. Las calorías son importantes, pero las dietas bajas en calorías no funcionan bien a largo plazo. Para perder peso, se necesita un déficit de calorías.

Durante y después de la menopausia, el gasto de energía en reposo de una mujer, o el número de calorías que quema durante el reposo, disminuye. Aunque puede ser tentador probar una dieta baja en calorías para perder peso rápidamente, esto es lo peor que puedes hacer.

Dieta para adelgazar en la menopausia

La investigación muestra que la restricción de calorías a bajos niveles provoca la pérdida de masa muscular y una mayor disminución de la tasa metabólica. Por lo tanto, si bien las dietas muy bajas en calorías pueden provocar una pérdida de peso a corto plazo, los efectos sobre la masa muscular y la tasa metabólica harán que sea difícil mantener el peso.

Además, la ingesta insuficiente de calorías y la disminución de la masa muscular pueden conducir a la pérdida ósea. Esto puede aumentar su riesgo de osteoporosis. La investigación también sugiere que la “restricción dietética”, como observar el tamaño de las porciones en lugar de reducir drásticamente las calorías, puede ser beneficioso para la pérdida de peso.

Adoptar un estilo de vida saludable que pueda mantenerse a largo plazo puede ayudar a preservar su tasa metabólica y reducir la cantidad de masa muscular que pierde con la edad. Las dietas saludables resulta muy beneficiosa durante la menopausia en especial la dieta de carbohidratos, las dietas vegetarianas y las mediterráneas.

Menopausia en mujeres mayores

Menopausia